Previous Story

Slow fashion February 08, 2019

Next Story

Slow fashion February 08, 2019

Consumismo Vs Consumo

¿Y por qué caemos en el consumismo? En la actualidad estamos bombardeados por información: televisión, ordenadores, móviles, tablets, anuncios en las calles…Si te paras un segundo, hay muy pocos momentos del día en los que no veas información o publicidad. Y todo este bombardeo nos crea necesidades ficticias, que dicen que nos harán más felices, que, si tienes una casa más grande, un coche más grande o un armario más grande serás la persona más feliz del mundo. Y eso no es así.

Siempre hay un poco de confusión en torno a estos dos términos. Consumo y consumismo no son lo mismo y según la RAE:

  • Consumismo: Tendencia inmoderada a adquirir, gastar o consumir bienes, no siempre necesarios.
  • Consumo: Acción y efecto de consumir (comestibles u otros bienes).

Es decir, todos consumimos productos todos los días, ya sea energía (electricidad, agua, combustibles…) o bienes de consumo como alimentos, ropa, etc. La diferencia entre consumo y consumismo está en que el consumo es de bienes necesarios y el consumismo no.

¿Y por qué caemos en el consumismo? En la actualidad estamos bombardeados por información: televisión, ordenadores, móviles, tablets, anuncios en las calles…Si te paras un segundo, hay muy pocos momentos del día en los que no veas información o publicidad.

Y todo este bombardeo nos crea necesidades ficticias, que dicen que nos harán más felices, que, si tienes una casa más grande, un coche más grande o un armario más grande serás la persona más feliz del mundo. Y eso no es así.

Desde ES Fascinante en nuestra sección Slow Fashion queríamos daros los 5 consejos básicos para no caer en el consumismo:

  1. El primero, que parece el más sencillo y sin embargo es el principal, se trata de hacer un consumo consciente, consumir cosas que realmente necesitamos y que tengan un trasfondo ético. Recalcamos aquí la importancia de consumir prendas Slow. Un buen abrigo o un buen bolso que nos dure por lo menos diez temporadas. Que sea atemporal, que respete la calidad. Una pieza que te dure para siempre.
  1. Antes de comprar párate a pensar si lo necesitas. Es algo que repetimos mucho, pero es el punto principal. ¿Cuántos abrigos necesitas realmente? No creo que muchos, ¿verdad? A veces compramos por impulso (todos lo hemos hecho alguna vez) y luego nos damos cuenta de que no lo necesitábamos. Además, existen muchas opciones para evitar la compra: compra de segunda mano de marcas slow, reutilizar, rediseñar y retocar las prendas que tenemos. Incluso el intercambio con amigos o familiares, etc.

  1. Mira las etiquetas. Es importante que las cosas que consumimos afecten lo mínimo al medioambiente y a las personas. Consume comercio justo, moda sostenible, consulta las ecoetiquetas. Échale un vistazo a nuestra tienda Fascinante. Donde todas nuestras firmas apoyan el comercio justo y la moda sostenible.
  1. Ten un pensamiento crítico. La publicidad está muy bien, muchas veces es genial incluso, pero piensa que ellos siempre quieren que consumas más. Ten personalidad. Piensa por ti mismo. El famoso y conocido: “Think twice”.
  1. Infórmate. Leer está en la mano de todos. Lo mejor que puedes hacer, es leer. Leer e informarte bien, pregunta, hazte preguntas. Consume Slow.

 

Sabemos que muchas veces es complicado ser 100% sostenible o ético a la hora de comprar, a nosotras nos pasa. No todo lo que compramos es 100% sostenible. Pero lo importante es empezar a darse cuenta de que pequeños gestos que pueden hacer mucho y que como consumidores tenemos mucho que decir. Mucho que pensar, y mucho que empezar a respetar.

Slow Fashion.

By Ana Hernández Sarriá. 

Share: